Curar impotencia de forma natural

Curar impotencia ese convierte poco a poco en una obsesión para quien la padece.

Curar impotencia

Esta afección, que los médicos prefieren llamar “disfunción eréctil” cada día afecta a más hombres, y ya no tiene que ver solamente, en absoluto, con el paso de los años.

Te sorprenderá la cantidad de hombres jóvenes, y cada vez más jóvenes, incursos en este problema.

Pero ojo, que “mal de muchos es consuelo de tontos”. El hecho de que la impotencia haya aumentado tanto no puede llevarte a que te vuelvas pasivo con ella.

Su cura es importante para mejorar tus relaciones sexuales y la seguridad en ti mismo, así que vamos a buscarla!

Curar impotencia atacando las causas

Lo primero que debes lograr es definir la causa de tu disfunción, porque causas hay muchas, y van, desde un simple trastorno emocional o psicológico, hasta una enfermedad de cierta gravedad, cuyos efectos colaterales pueden estar generando tu mal.

Los afectados más jóvenes, por lo general derivan en la impotencia por el estilo de vida.

Así que si abusas un poco de la rumba, el trasnocho, la disco, el cigarro, las bebidas, etcétera, vas a tener que bajarle el tono, para que tu desempeño sexual vuelva a ser el mismo de antes.

Si tienes más de treinta años, trabajas duro, tienes muchas responsabilidades, tu teléfono no para de sonar con llamadas de asuntos de la oficina, ahí está el nacimiento de tu mal: el stress, la falta de concentración durante el sexo, y la excesiva carga laboral que aplicas a tu vida, deviene en una disfunción.

Si estás en esta situación, detente.

Reorganiza tu vida, no todo es trabajo, colócale líneas a las responsabilidades para que no invadan tu intimidad, rescata a tu pareja de esa espiral de excesos y destaca un tiempo exclusivo para los dos y sus necesidades.

Eso sí, a ese nivel sólo llegarás conversando, dialogando de frente y sinceramente sobre el problema.

Ahora, si tu caso tiene otras complejidades, como la edad, o el padecimiento de alguna enfermedad, como las cardiovasculares, la diabetes, o alguna otra que interfiera directamente en la capacidad para mantener erecciones que posibiliten una relación sexual.

Entonces hay que tener ayuda médica profesional, acompañada de algunos consejos que también voy a darte, y que tienen que ver con el estilo de vida.curar impotencia de forma natural

Curar impotencia es cuestión de método

Si tienes identificado el origen de esa molestosa disfunción, ya has hecho la mitad del trabajo.

El resto es aplicar bien ciertas normas de vida, para que la normalidad regrese a tu organismo y puedas llevar una vida en pareja, con una intimidad satisfactoria.

Deja de fumar, y regula la bebida. No trasnoches demasiado, y de drogas ni pensarlo, marihuana y cocaína producen impotencia.

Hazte un buen ciclo de comidas sanas, desayuna avena, nueces, granos dátiles y semillas de calabaza, contienen mucho zinc, elemento que dispara la actividad sexual.

Curar impotencia implica incluso cambiar hábitos de aseo, tomar dos baños al día, con agua fría, y mejor si son en la zona pélvica.

Y recuerda: conversa, la impotencia la padece uno, pero la sufren dos, tu pareja es parte fundamental en que te recuperes, ánimo!

 

 

 

Curar impotencia

Speak Your Mind

*